» Ultimam Voluntatem [Élite]
Miér Ago 24, 2016 9:44 am por Invitado

» Hola a todos :3
Dom Ago 07, 2016 3:23 pm por Dark Wolf

» Reglamento {Leer y firmar} Obligatorio
Sáb Ago 06, 2016 11:48 pm por Dark Wolf

» Hola a todos.
Sáb Ago 06, 2016 7:46 pm por Dark Wolf

» CHECK♚MATE [Monochrome School RPG Yaoi+18] - Cambio de botón [Élite]
Sáb Ago 06, 2016 12:39 pm por Invitado

» [ID] Patchouli Knowledge// Espia
Vie Ago 05, 2016 1:54 am por Patchouli Knowledge

» Ephemeral | Afiliación Élite |
Jue Ago 04, 2016 11:35 am por Invitado

» Inert ❤ Love. Rol Amo x Androide [NORMAL]
Miér Ago 03, 2016 7:33 pm por Invitado

» RE APERTURA INB (NORMAL)
Sáb Jul 30, 2016 7:55 pm por Invitado

» Protego Horriblis || Petición Cambio de Botón || [Elite]
Sáb Jul 30, 2016 4:57 pm por Invitado

» Tartarus - Élite
Vie Jul 29, 2016 4:38 pm por Invitado

» Cromulent University - Hetero/Yaoi/Yuri [Élite]
Miér Jul 27, 2016 11:36 am por Invitado

» ¿Se encontrará Mona Lisa? - [Priv. Reim Bush]
Mar Jul 26, 2016 9:22 pm por Reim Bush

» Heta-rol [Confirmación Élite]
Lun Jul 25, 2016 10:41 pm por Invitado

» Beyond the stars - CAMBIO DE BOTÓN - NORMAL
Lun Jul 25, 2016 3:36 pm por Invitado


Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Mensaje por W.W. el Miér Jul 01, 2015 12:45 am

Mi territorio, su infierno. [ Rol Masivo ]

- Todos duermen... -

Susurro que rompió con el silencio de las montañas que rodeaban aquellas imponentes estructuras que dia a dia observaba viendo salir y entrar aquellos seres con aspecto humano pero que para sí, eran mera comida sin contar aquel desagradable aroma que emanaban. Sus orbes se posaban directamente en uno de los edificios de la accademia, como si buscara algo específico. Extendió sus alas, imponentes ocultaban tras ellas la luna negando su luz a gran parte de los edificios, se dejó caer y comenzó a planear gracias al fuerte viento de esa noche. Sonrió a sus adentros y comenzó a mover sus alas en sutiles revoloteos para no ser escuchado, una suave escarcha comenzó a formarse a su alrededor cayendo sobre los jardines, una a una las flores ocultaban sus coloridos tonos siendo sustituidos por un blanco puro, el agua del rocío se congeló y uno a uno los tejados de los edificios fueron cubiertos por aquel manto de nieve.

- Espero que les encante la nieve... -


Levantar vuelo, sus aleteos se volvieron más pronunciados rompiendo con el viento, adueñándose de la humedad del ambiente volviéndola parte de sí, comenzó a volar por toda la superficie de la cúpula, uno a uno los árboles, las flores, incluso los pequeños animales sucumbían ante aquella nieve y frio penetrante. Afiló sus ojos, el clima arriba era perfecto, ya no importaba si despertaba a todos los seres de ahí, ese ya era su territorio.

- Será lo único que tendrán de hoy en delante. -


Tras congelar el lago en totalidad la ciudad se volvió su último objetivo, todos los rincones de ese lugar estaría cubierto y no importaba si ahora los intrusos morían congelados mientras dormían.  Posándose sobre el árbol sagrado un fuerte y estruendoso rugido resonó en la cúpula; Llegó, y no, no se iría.
W.W.
Mensaje por Toshikazu Tanaka el Miér Jul 01, 2015 9:48 pm

Re: Mi territorio, su infierno. [ Rol Masivo ]

Algunas noches de verano se vuelven insufribles a la hora de dormir y por eso Tanaka trataba de dormir lo más ligero posible. Apenas se colaba una brizna de aire y solía ser caliente. Le costaba mucho conciliar el sueño y a menudo no descansaba, pasándolo bastante mal en las guardias que tenía que hacer. Esta vez, Tanaka había logrado viajar al país de los sueños, en una especie de misterioso trance que le envolvía en otra dimensión donde él era el dios de su mundo, uno verde lleno de cosas que le gustaban. Empezó a sentirse incómodo, a moverse mucho al sentirse desprotegido. Terminó por despertarse con un frío atroz que le calaba hasta el alma. Temblaba y de sus labios se escapaba una nube blanca de aliento vital. Por la ventana, abierta de par en par, entraban copos de nieve e incluso, durante el transcurso de la noche, se había escarchado el suelo de la habitación.

-P-pero qué frío... Juraría que cuando me acosté era verano...

Realmente pensó que aún estaba durmiendo, pero lo cierto es que parecía tan real que lo sentía todo. En cuanto se levantó, se lanzó a por la ropa para abrigarse, aunque tuvo que rebuscar para encontrar ropa de invierno. Lo primero en salir fue su abrigo polar, lo que más calor le daría. Como no encontró camisetas de manga larga, se puso dos de manga corta encima y los pantalones normales, además de calcetines largos y botas. Casi parecía un esquimal después de ponerse el abrigo, pero es que con ese frío, ni podía fingir con algo normal. Desde luego que tenía la curiosidad de averiguar qué o quién había provocado ese desastre. Al salir del cuarto y atravesar los pasillos hacia el exterior del edificio en el que dormía, vio que el jardín estaba congelado, algo que no comprendía, pues nunca lo había visto así y mucho menos de manera tan repentina. Tanaka dio un salto y empezó a volar para ver las cosas desde arriba.

El panorama era precioso, para qué mentir, la nieve y el hielo sobre los tejados hacían de la academia una bonita estampa para recordar y mandarle una postal a quien estuviera vivo, pero por desgracia esto no era beneficioso para nadie. No vio nada desde ahí, nada más que los demás edificios y pabellones que conformaban todo el complejo de la academia. Descendió de nuevo, aún con frío, era demasiado fuerte aún a pesar de estar abrigado. Aunque podía, no le gustaba demasiado volar, se sentía más seguro en tierra firme o en este caso, en la nieve. Dejaba huellas a cada paso, atravesando el jardín interior dirigiéndose a la salida, dispuesto a recorrerse toda la cúpula si hacía falta, buscando la razón de este cambio tan repentino.


Hoja de personaje
Nivel:
1/25  (1/25)
Atributos:
AtributosNivel
❤ Vida Máxima1
◘ Fuerza0
⌂ Resistencia0
♦ Destreza
avatar
Toshikazu Tanaka
Mensaje por Nahiara Dah´er el Jue Jul 02, 2015 1:46 am

Re: Mi territorio, su infierno. [ Rol Masivo ]

Tras haber pasado las últimas semanas sin apenas pegar ojo, era de esperar que aquella noche la hechicera se encontrase sumergida en un profundo sueño del que sería complicado hacerle despertar. Como solía hacer teniendo en cuenta la estación en la que se encontraban y las altas temperaturas que habían estado rondando el lugar, Nahiara había decidido dejar las ventanas abiertas para no terminar muriendo de calor…cosa que terminaría por arrepentirse por completo.

Siendo por horas completamente ajeno a ello, el agradable clima que solía mantenerse en la cúpula se fue tornando frio, gélido, siendo inaguantable para los que se encontraban en el exterior, resultando algo más llevadero para los que se encontraban bajo la protección del edificio que les proporcionaba cierta fuente de calor que no haría que muriesen congelados, pero tampoco suponía una gran diferencia…especialmente para aquellos que habían dejado alguna zona abierta al exterior, como fue en el caso de la hechicera.

Se podía ver cómo iba sufriendo el descenso de la temperatura a juzgar por sus temblores y su expresión, como si estuviese teniendo alguna pesadilla en ese momento. Nahiara se encogía abrazándose a sí misma aumentando los temblores hasta que llegaba al punto en el que su descanso se vio interrumpido y comenzaba a abrir los ojos lentamente. Sentía como si hubiese sido sumergida en agua congelada y no pudiese mover ni un solo musculo. Visiblemente aturdida, prendía la luz llevándose una gran sorpresa en aquel momento… Su habitación se había visto inundada por un en algunas partes por un fino manto blanco, el viento helado había tirado y desorganizado gran parte de sus cosas… ¿Cómo era aquello posible? Antes de ir a la cama debía mantener las ventanas abiertas de par en par para no sucumbir al calor y ahora sentía su cuerpo tan entumecido que le había costado horrores salir de su cama e ir a cerrar aquellas ventanas antes de terminar por congelarse.

Algo no iba bien, aquel clima no era normal y no pensaba que fuera algo ocasionado por los responsables de la cúpula, no tenía sentido que fuese de ese modo. Creando varias esferas de luz se ayudaba con estas a calentarse mientras rebuscaba en su armario algo con lo que cubrirse y no terminar hecha una estatua de hielo, al menos daba gracias a no haber guardado toda la ropa de frio. Tras ataviarse como era debido con un grueso abrigo, guantes, botas y una bufanda con la que se había cubierto parte de su rostro se dispuso a salir y ver qué era lo que pasaba.
Nahiara Dah´er
Mensaje por Mashiro Shiina. el Jue Jul 02, 2015 2:28 am

Re: Mi territorio, su infierno. [ Rol Masivo ]

Lentamente iba asomando la cabeza de aquella madriguera en la que solía pasar las noches como si se tratase de un animal salvaje, aunque su comportamiento distaba de ser como el de uno de ellos. Más de una vez le habían advertido de lo peligroso que podría ser el pasar la noche en el bosque, algo que tal y como ocurría con la mayoría de las cosas que le decían, fue algo que pasó por alto, ya que no le veía el riesgo por ningún lado. Le agradaba mucho estar en el bosque, era completamente natural si se tenía en cuenta  la raza a la que pertenecía.  Aunque aquella noche más le hubiese valido el hacer caso a las advertencias.

Con cuidado salía de la madriguera limpiando un poco de la nieve que había caído sobre su cabeza. Hacía mucho frío…muchísimo, aquello era algo que la joven hada no toleraba demasiado bien, además, el apenas encontrarse cubierta por algo más que un vestido no le ayudaba demasiado a combatir aquel agresivo clima. Lo normal en situaciones como estas sería el ir lo antes posible a la cúpula en busca de refugio y algo con lo que cubrirse para entrar en calor…pero por supuesto, la normalidad no era algo que le definiese demasiado.  En aquel momento no pensaba en lo que debía hacer, solo hacía lo que le apetecía y era examinar con curiosidad aquel extraño elemento blanco y tan frío.

Una de las primeras cosas que hizo fue tomar un buen puñado de nieve entre sus temblorosas manos para llevársela a la boca y probarla, el sabor no le desagradaba del todo, pero no era algo que le apasionaba, posiblemente no volvería a intentar hacer algo como aquello nunca. Una vez comprobado el sabor, Shiina comenzó a pasearse por el lugar observando la vegetación y el estado de congelación en el que se encontraba. Tampoco era algo que le gustase demasiado, ya que las sentía sin vida…una sensación que se extendía por todo el lugar.

Por un momento se posó en una rama bastante alta, desde la que observo gran parte del blanquecino territorio, resultándose un paraje realmente hermoso y curioso, era la primera vez que presenciaba un paraje como aquel, aunque no terminaba de agradarle, resultaba bonito, pero no sentía demasiada emoción al ser algo tan monótono. Shiina sentía pasión por los colores, los terrenos llenos de coloridas flores, de vegetación abundante y viva…aquello era lindo, pero no dejaba de estar apagado, a punto de morir.

Haciendo vibrar sus alas descendía de la rama en un pequeño vuelo cayendo en un montículo de nieve que cubría casi por completo su cuerpo. Guardando las alas comenzó a dar pequeños golpecitos con las manos sobre el frio elemento que le rodeaba, comenzando a darle diversas formas de animales tan realistas que casi parecían ser reales, si no llegase a ser por el color que lucían. Su intención de investigar un poco lo que había pasado rápidamente pasaba a un segundo plano al distraerse con aquellos juegos, siendo en aquel momento su principal labor.
Mashiro Shiina.
Mensaje por Luna Vladimir Uknown el Jue Jul 02, 2015 6:55 am

Re: Mi territorio, su infierno. [ Rol Masivo ]

Era común en la felina que, luego de hacer su ronda en aquella transformación gatuna, decidiera  meterse aun en dicha forma en sus cobijas. Independiente del clima, siempre dormía cómo si nunca hubiera un mañana y para esa noche, era igual; ella soñaba en un mundo dónde las piernas eran los mismos arbustos y podía descansar como los dioses gatunos mandaban y sin embargo, todo culminó cuando escuchó o más bien, sintió, cómo aquél calor que había sentido días atrás pasaba a ser un frío de esas buenas que la hizo despertarse y, a su vez, transformarse en su forma original.

-…Huh.. Hace frío..

Fue su primer comentario la felina antes de verificar que sus extremidades robóticas querían funcionarle, caso contrario estaría en su modo gatuno antes de encontrar a alguien que le reparara ese problema. Así que, acomodándose sus ropas (Qué era literalmente lo único que poseía de prendas), salió por la ventana que abrió y cerró tras salir, saltando hacia tierra firme, siendo sus botines lo primero que tocaron al momento de hincarse para amortiguar la caída. Acto seguido, se sacudió la falda de tablones que traía y se acomodó también la chaqueta que siempre traía puesta; no es que se muriese de calor, pero tampoco salía al sol por estar siempre a la sombra, espiando a todos.

Miró el lugar con tranquilidad, ¿Cómo no estarlo? Era un simple invierno en verano, ¿Curioso, verdad? Bueno, para ella no lo era tanto así que simplemente se dedicó a calentar su cuerpo al comenzar a caminar; por ende, lo primero que hizo, fue buscar por el olfato algún ente que estuviera todavía viva o sin congelarse, al tiempo en que meneaba, o intentaba, sus dos colas blancas de manera realmente tranquila y aun así, le intrigaba saber el por qué había cambiado de estación tan repentinamente.

Pensó que lo mejor sería volar pero, ¿Para qué arriesgarse? Solo podía mover dos de sus cuatro alas y eso no le iba a ayudar en nada; así que decidió encaminarse hasta los jardines a ver si encontraba a alguien. Con su ropa actual, literalmente era de preguntarse si ella tenía o no frío.. La pregunta correcta sería, ¿Siente el frío? No sentía el frío en la mitad de su cuerpo. Su ojo rojizo derecho comenzó a enfocar de lejos cuando se detuvo para buscar indicios de vida aunque estaba más atenta en ver las flores congeladas

-..Extraño.. Verano-Invierno.. ¿O sería Verarno?- Le parecía chistoso hacer un juego de palabras que preguntarse qué o quién habría hecho semejante cambio y menos le interesó al notar que el jardín estaba literalmente congelado.
Luna Vladimir Uknown
Mensaje por Cedric Belphegor el Lun Jul 06, 2015 3:55 am

Re: Mi territorio, su infierno. [ Rol Masivo ]

-¡Joder!-fue la primera palabra que salio de Cedric en plena noche, pues aquel muchacho, de origen arabico, no estaba tan acostumbrado como podía parecer a los cambios drásticos de temperatura. Sus verdeazulados ojos contemplaron con una de fascinación y algo anonadado, el como la brisa helada, metía dentro de su cuarto una gélida sensación. Pero lo que había despertado a este albino, no había sido únicamente aquella sensación de frió, sino mas bien aquel horrible y desagradable rugido en mitad de la noche.
Con algo de valor, se aventuro hacia su ropero, ya sabemos que dormir completamente desnudo con aquellas temperaturas no era lo mas indicado, pero que hacer cuando en pleno verano, y en la cúpula a vete tu a saber cuantos metros de altura con aquella presión y el sol tan cerca, el muchacho tenia que hacer algo para no morir de calor. Pero quien le iba a decir a el que en una noche de verano, nevaría, haría tanto frío y si estornudaba, Cedric estaba seguro de que echaría por su nariz una estalactita de mucosidad.
Si, menudo asco.

Busco entre sus ropas, ropa de vera, ropa de verano, ropa de verano, ropa de verano, calzoncillos, mas calzoncillos y vaya...una bufanda, tras vestirse con el uniforme y cuatro camisas mas, el muchacho se coloco alrededor de su cuello aquella bufanda roja como la mismísima sangre.

-¿Hace frío, eh, Bahamuth?-pregunto mientras sus verdeazulados orbes se clavaban en el brazalete con forma de serpiente que solía llevar en su brazo izquierdo, quiso escuchar una respuesta agradable, pero el rugido de Bahamuth, fue suficiente...a veces se preguntaba, por que diantres, una criatura como el rey de los dragones había decidido acompañarle como espíritu acompañante, al igual que Gilgamesh y Amón.
Tras un rato, pensativo, decidió colocarse sus diferentes atributos metálicos, su brazalete, su collar y para finalizar, su espada; ahora si que estaba listo para inspeccionar en la noche, lo que tanto quería inspeccionar. Pues se había desvelado.

Tuvo que saltear a varios alumnos y profesores, pero finalmente, lo consiguió, salio de la Academia con una sonrisa burlona y triunfante.
Ahora solo debia dirifgirse hacia las montañas, de donde aquel rugido había surgido.
Cedric Belphegor
Mensaje por W.W. el Miér Jul 15, 2015 6:58 pm

Re: Mi territorio, su infierno. [ Rol Masivo ]

En aquel estrellado cielo comenzó a formarse una hermosa aurora boreal tiñendo aquellas nubes de hermosos tonos violáceos y azules, no fue hasta que el último copo de nieve terminó por cubrir la superficie una suave brisa se dejó sentir, todo se quedó en completo silencio…

No pasaron muchos minutos antes de que una brutal ventisca azotara toda la cúpula, feroces vientos hacían resonar en los árboles haciéndoles parecer bramidos, en los edificios retumbaba el chocar del viento y simplemente por la nieve era imposible dar el más mínimo paso en el exterior.


REGLAS PARA POSTEAR:

=============================================
Primer objetivo:
¿De dónde viene la ventisca?
Reglas:
» Se puede postear en el orden que quieran.
» Pueden entrar y salir del rol a voluntad respetando la cronología, post que no lo haga, post que será borrado.
» La persona o las personas que acierten al lugar dentro de la cúpula de donde ha comenzado la ventisca tendrán su recompensa.

==============================================
»»»  Las reglas irán cambiando a lo largo del tema, reitero, es posible que uno de ustedes esté en peligro de muerte, cuando se llegue a esa parte dentro del post no podrán retirarse del mismo, en caso de hacerlo recibirán una penalización. «««
W.W.
Mensaje por Contenido patrocinado

Re: Mi territorio, su infierno. [ Rol Masivo ]

Contenido patrocinado

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares